lunes, 11 de abril de 2016

Mi vida como autónoma, capítulo 1.

Te decides, coges aire, carrerilla, cierras los ojos y te lanzas.
Y la maternidad te recuerda que no va a ser un camino de rosas, ni mucho menos...
Mi primer día como autónoma, no podía ser de otra manera.


No hay comentarios:

Publicar un comentario